Sábado 21 de Noviembre de 2020

¿Quién fue la sargento Candelaria Pérez?

GRACIELA ALMENDRAS

Uno de los datos comentados en Chile de la biografía del nuevo Presidente de Perú, Francisco Sagasti Hochhausler —además de que estuvo casado con una chilena—, es que su abuelo del mismo nombre combatió en la Guerra del Pacífico (1879-1884). En una entrevista publicada en 1948, el retirado comandante Francisco Sagasti Saldaña recordaba cómo eran asediados por los blindados chilenos “Cochrane” y “Blanco Encalada”. Este último acorazado había recibido su nombre pocos años antes, en 1876, tras la muerte de Manuel Blanco Encalada, quien fue el primer Presidente de Chile (en 1826) y luego, comandante del Ejército Unido Restaurador que participó en la Guerra contra la Confederación Perú-Boliviana (1837-1839).

En esa guerra, como en todas, hubo héroes y también una heroína, cuya historia contamos a continuación. Nacida en un barrio humilde de Santiago y sin educación, la chilena Candelaria Pérez había llegado al Perú por trabajo, pero al desencadenarse el conflicto quiso pelear por su patria, marcando un precedente en la historia de nuestro país. Entonces, la escasa participación femenina en las guerras solía estar reducida a tareas domésticas, como lavandería, limpieza y cocina, y cuidados básicos de la salud. Pero ella buscó ser mucho más que eso. Comenzó como informante de la Armada chilena en Perú, fue encarcelada por el Ejército peruano y el 20 de enero de 1839, en la batalla de Yungay, combatió junto a los soldados chilenos vestida de hombre.

Sus hazañas se convirtieron en un legado que, posiblemente, motivó a otras mujeres a comprometerse con defender los intereses nacionales en el conflicto que se desarrolló pocos años después, la Guerra del Pacífico, en el que sí participó el abuelo del actual mandatario del Perú.

VOLVER SIGUIENTE